domingo, 21 de septiembre de 2014

ASÍ COMENZÓ EL OLVIDO




Te busqué en la leve soledad de un sueño,
en el bosque callado de las libélulas,
en la escarcha que se ríe del hielo,
en la callada por respuesta.
Busqué tus ojos y una isla al poniente
y un barco que, a lo lejos,
arrullara la voz del mar.
Busqué una calle donde pronunciar tu nombre
y una esquina donde besar tu nombre
y unos labios donde verter tu nombre.
y unos ojos donde reflejar tu nombre.
Te busqué con la vehemencia del enamorado.
y no hallé tu voz antigua:
ni tus adjetivos desnudos sobre la cama,
ni tu melancolía,
ni tu casta pupila donde llora la quimera,
ni tu nombre.
Así fue como comencé a olvidarte.

miércoles, 17 de septiembre de 2014

HUMANIDAD

Algo muy bueno puede suceder,
un humano vestido de humanidad
está mirando a otro humano que tiene hambre,
a un humano con la boca y las manos del hambre,
a un humano con sudor en el hambre,
a un humano manchado de la salitre del hambre,
a un humano de sangre y hambre.
Le mira a los ojos, pero...
una columna de agua cristalina, le detiene,
un pan de espuma y vida, le detiene.
Le detiene la sombra y el sombrero,
el cuello de la camisa y la corbata,
la ley de los ricos para los pobres, le detiene.

Algo muy grande pudo haber sucedido,
pero un humano vestido de miedo,
dejó de mirar a los ojos del hambre
y siguió su camino...
y ya nadie, le detiene,
y ya nadie, le detiene,
y ya nada ni nadie, le detiene.

domingo, 7 de septiembre de 2014

¿TODOS LOS JEFES SON IDIOTAS?


Todos los jefes son idiotas; este axioma, tal vez, no se ajuste a la realidad, o al menos, a todos los conceptos de jefe; pero como dirían mis amigos gallegos: “haberlos haylos”.
El jefe lleva adscrito, a su cargo, la estupidez; los más listos ya cuentan con ello. El problema es el jefe venido del dedo, el mediocre de turno, el que antes de ser estúpido, ya llevaba oposiciones de estupidez hechas y firmadas. 

El problema, digo, es cuando ese señor, por llamarlo de alguna manera: “cree ser dueño de la vida y la hacienda del empleado, hace y deshace, pone y quita, a su antojo, a unos y a otros.

El problema es, cuando ese jefe se rodea de acólitos sin humanidad, tan rastreros y mediocres como él. Aquellos que no ven, por delante de ellos, nada más que sus propias narices; no le chistan sus decisiones: “más bien al contrario”. Y él, “pobre personaje” se va creciendo y creciendo, y lleva, su estupidez, hasta las últimas consecuencias.

El problema es, cuando este jefecillo, tiene por encima de él, a otros parecidos, que justifican su patética actitud, con solo un propósito: “que los dejen en paz”

El problema es, que la víctima de estos “señores” tiene corazón y sentimientos y va padeciendo, día a día, la sonora estupidez del silencio.

Traslademos esto a estamentos oficiales, y veréis palpitar una bomba de relojería que, siempre, está a punto de explotar.

Yo no digo que el axioma: “todos los jefes son idiotas” sea real, pero: ¡cojones! Como se acerca a la realidad.

jueves, 4 de septiembre de 2014

LAURA NO HA VENIDO

Ya, el naranjo, frunció su ceño de azahar,
la flor surge de nuevo sobre el tiempo.
Ya, la tierra, boca y pestañas de la flor, pregunta:
¿Laura no ha venido?
De la flor primera del naranjo surge una lágrima,
no siente bajo sus pétalos el tacto de la vida,
ni el vocablo que advierte su condición nívea.
¿Laura no ha venido?
No arropan las sombras del naranjo padre,
el contorno de la sombra de Laura, ausente y viajera.
La hoja se aferra al tronco, a la vida que le dona,
esta luz primera de la tierra, del surco, del agua,
del tronco natal. del viejo árbol.
¿Laura no ha venido?
Sombra y luz por las esquinas,
luz y sombra, como lenguas por el suelo,
pues... Laura no ha venido a recibirla esta mañana.

sábado, 30 de agosto de 2014

NO ESTÁS CONMIGO




Miro a mi lado y no estás conmigo
cuando apenas dejo de escribir tu nombre,
cuando retorno al verbo que se hunde en mis labios,
cuando abre el silencio sus abismales sombras,
cuando pienso en la última tarde del beso,
en la última noche de tu cuerpo sobre el mío.
Miro a mi lado y ya no estás conmigo
en esta sala donde se agita la soledad,
donde la vista se vuelve brisa y acaricia los olivares,
donde los relojes danzan y tintinean en los cerros del horizonte,
donde los ojos buscan la longitud de tu sonrisa,
donde los labios emprenden el vuelo
y aterrizan en paredes húmedas, en muros de sílice;
cuando miro al frente y no estás conmigo.
Que no calle el perro, que maúlle el gato de la sementera,
que ruja la lluvia es los acantilados del lamento,
que un pasillo de pámpanos acaricie tus manos de nieve,
y que llore este invierno si así se acaba la tarde.
Danza tu nombre en los arrabales,
se acaba este retiro,
la pena vuelve a su jardín de cenizas,
los ojos parpadean, llorosos, bajo las escarcha,
porque tu no estás conmigo,
porque tu ya no estás a mi lado.

lunes, 18 de agosto de 2014

Entrevista en el periódico Extremadura


Si no saltas por miedo al golpe, 

jamás conocerás tu verdadero grito"

José. Cercas


Vaquero 16/08/2014

Nacido en Santa Ana (Cáceres) en 1959, José Cercas es un poeta cercano, como la propia tierra que defiende, y el hondo como el cerrado acento extremeño de sus palabras. Entre sus libros de poesía destacan Primavera 81 (1981), El tiempo que me habita (2006), Todas las manos .Antología poética y solidaria (2007), Dana o la luz detenida (2011) y Oxígeno (2011). Es colaborador habitual de distintas revistas extremeñas e hispanoamericanas; y siempre está dispuesto a dar un rato de conversación, intercambiando poemas y simpatía, y dando importancia a las cosas que de verdad la tienen. Ejerce de educador social.
--¿Cómo se define José Cercas?
--Creo que soy una persona buena muy comprometida con la actual situación del mundo.
--¿Pesa mucho un apellido a la hora de convertirse en escritor?
--Al principio tal vez, un poco, pero con el paso del tiempo, la gente se olvida del apellido y mira al escritor. En este caso al poeta.
--¿En qué ha cambiado el poeta que escribió Primavera 81 al de Dana o la luz detenida ?
--Bueno, mucho y poco a la vez, los primeros versos eran espontáneos, más bien buscando una salido y un motivo. Ahora son más pausados y más asentados en la tierra.
--¿Los versos de la ausencia y la derrota son un canto a la esperanza?
--Son más bien un canto al amor herido. Se gestó después de mi separación matrimonial. Y sí, es una canto a la esperanza. Así se llama mi exmujer risas.
--¿Cuál es la situación actual de las letras extremeñas?
-- Creo que muy buena, hay algún trasnochado que cree ser el ombligo del mundo, pero por lo demás, opino que se está haciendo muy buena literatura en Extremadura.
--La crisis es precursora de malos tiempos para la lírica?
--La crisis para la lírica tiene algo bueno y es el grito del artista, la protesta que lo saca de lo mundano y lo lleva a las calles con el pueblo. Eso es bueno, muy bueno.
--Hay demasiados ególatras en el universo de la poesía?
--Mucho, hay mucho tonto cubriendo estantes llenos en las bibliotecas vacías.
--¿Es posible una creación literaria ajena al mundo político?
--Lo es, pero para mí le falta la sal de la vida.
--Un recuerdo de la infancia.
--Mi pueblo polvoriento en mágico.
--Un reto como escritor.
--Que el niño sea niño a pesar de la vida.
--Una reflexión ante la vida.
--Un axioma que escribí hace muchos años: "Si no saltas por miedo al golpe, jamás conocerás tu verdadero grito"
--Una anécdota divertida.
--Supongo que cuando llegué por primera vez a trabajar a Valencia, con mi acento extremeño. Le dije a mi gran amiga Elena, en aquel momento desconocida: "me llamo José Cercas y vengo a trabajar aquí". Ella me decía una y otra vez, ¿qué, qué? No entendía mi acento extremeño. Muy cerrado, muy mío. Muchas veces me lo recuerda.
--Un rincón de Cáceres donde sentir la paz.
--Para mí Cáceres es mi vida. Yo viví y corrí esas calles de chico y amo a Cáceres por encima de cualquier ciudad de España. Rincón, pues cualquiera de la parte antigua.
--Un libro de cabecera.
--Cualquiera del 27 me viene bien.
--¿Cómo te gustaría que te recordaran?
-- Como un hombre bueno, muy amigo de sus amigos.
--Un lugar donde reposar para siempre.
--En mi pueblo, claro.

sábado, 16 de agosto de 2014

EL MUNDO


El mundo va desnudo, va cubierto de sangre,
es Mahoma, es Cristo, es Buda,
es el mazapán que muerde la nieve,
es la sangre que, a veces, baila en la contienda
y cubre el cuerpo de la víctima detenida en el barro.

El mundo va desnudo, va cubierto de sangre,
la sangre va desnuda, va cubierta de mundo.
Todo lo rodea y alcanza, todo lo espanta,
habita el cuerpo infante detrás del bombardeo.
Con la ira del sable, devora las calles
y acomete el pensamiento frutal de los lirios.

El mundo va desnudo, va cubierto de sangre,
su gatillo puebla la voz de oriente,
tiene un dedo en la soledad del templario,
y en Occidente, tiene la palabra,
el eco desbocado, la ira del asesino.

El mundo va desnudo, va cubierto de sangre:
¡oh, padres de las patrias!; ¡oh, capitalismo infame!
¡oh, guerreros del fuego!; ¡oh, reyes del improperio!.

Vuestra,es la sangre del mundo,
la hora del agua, del martillo sobre la arena,
de la nube y el trueno que esperan detrás de la orilla,
de la luz detrás de la nube,
de las sílabas detrás de los ecos de la muerte.

Pague, el mundo por este mundo, su sentencia de sangre:
-Un viejo guerrero va y viene, alzando su voz y su cuchillo-



jueves, 14 de agosto de 2014

YO ACUSO A LA TIERRA




Yo acuso, a la tierra, por tocar fondo,
la acuso de idear quimeras,
de parir uniformes de fuego,
de abrir heridas al son de la sangre.
-Ay que este temblor, mantenga mi boca, fuera del agua.-

La acuso de combatir la esencia de los violines,
el fuego musical de las galaxias,
la tarde con su pronta orfandad.
-Ay, que este temblor, mantenga mi vida, fuera de la incuria -

Yo acuso, a esta tierra,
de arrojar, a la furia, cuerpo contra cuerpo.
De enardecer a ese hombre
que sostiene, entre sus dedos, el odio del combate.
-Ay, que este temblor, mantenga mis manos, fuera de la lucha-

La acuso de ser bondadosa,
de acunar sierpes,
banderas patrias y los gatillos de las fieras,
de amamantar a los mediocres
y de no educar la terca frente del asesino
que mantiene, sus privilegios, su casta de sangre,
Yo acuso, a esta tierra, de no saber defenderse.
-Ay, que este temblor, mantenga mis manos, fuera de la batalla-

jueves, 7 de agosto de 2014

PARA LA REFLEXIÓN: LA CÍCLICA VERDAD DE LA SANGRE.

Aquella aciaga noche, en el campo de concentración,
cuando levantó, su mano de hacha, el asesino,
te dijiste detrás de las sombras:
¡nunca más volveré a esconder mi ira!
Y volviste a tu tierra a recobrar tu libertad
y recuperaste, de nuevo, tu dignidad mancillada
y volviste a recordar tu promesa de antaño:
¡nunca más volveré a esconder mi ira!
Te apropiaste de la tierra, del fruto de la tierra,
del sudor de la tierra
y la bañaste de la sangre de otros,
del sufrimiento de otros,
de la voz herida de otros.
Porque tú cumples tus promesas:
¡nunca más volveré a esconder mi ira!
Hoy, en la soledad de la noche,
al otro lado del muro,
otro pueblo que sufre dice:
¡nunca más volveré a esconder mi ira!
Pero tú no lo escuchas,
estás muy ocupado: ¡asesinándolo!. 

lunes, 21 de julio de 2014

GRITO POR PALESTINA



Buscad, en la otra orilla, la causa del llanto.
Buscad, en la sangre, el cauce de los vientres,
buscad, en la vida, el murmullo de las vanidades,
la esencia de la ira, los abrazos de la madre muerta.

En esta orilla, advertid el martillo,
a los banqueros que ríen detrás de los escapularios.
Al hombre que juega a ser gigante
con el sudor del aire, que viene de lejos.

¡Vivís, pero sabed, que estáis todos muertos!:
En paralelo la muerte se viste de doncella,
y vuela a lomos del cóndor que devora la peste.
¡Vivís, pero sabed, que estáis todos muertos!.

Sabed de la orilla que muerde las palabras.
Sabed del petróleo que amamanta la avaricia.
Sabed de los ojos que miran las frentes de los inocentes.
Sabed de la tierra dividida, de las manos en las trincheras.
Sabed de la tierra que grita bajo el fondo terrenal de las cosas,
de la sangre que intuye el sonido del disparo.
¡Sabed de la sangre! ¡Sabed de la Sangre!
Sabed de esa sangre que brota en el corazón de la humanidad.
Sabed de donde viene el dolor de la bomba, la pestilencia del agua,
el humo que cubre la orilla de los niños,
el murmullo de las escuelas mutantes,
de las astillas, de las librerías que muerden los libros
¡Sabed de esa sangre!
Escucha este grito ¡oh vieja Europa!
¡Oh casa oscura de las Américas!
¡oh, malditos señores del dinero!
Sabed de este pueblo donde sangra la niña de Palestina.
Sabed de todos los pueblos que sangran,
de todas las niñas, de todas las orillas.
¡Malditos seáis señores del diluvio!
¡Sabed del PUEBLO
que os apunta, directamente, desde estos versos!
¡Vivís, pero debéis saber, que estáis todos muertos!.

sábado, 12 de julio de 2014

Cuento sobre poetas


Por el paseo de Cánavoas, de Cáceres, iban caminando cinco poetas de Extremadura; divagaban, acaloradamente, sobre la vida, la poesía y las artes en general; en un momento de silencio escuchan, a lo lejos, a una mujer que gritaba: “ahí está el mejor poeta de esta tierra”; todos la miran, esperando encontrar su mirada, en la propia. Ella ausente de esta escena, contemplaba con asombro, como un anciano daba de comer a unas palomas.


viernes, 11 de julio de 2014

JÚRAME



Júrame ante la arena del desierto,
ante la luz que impone el rostro de la aventura,
que tú no vienes del disparo, 
ni has levantado la espada al son de la ira,
ni esgrimes el escupitajo,
ni tan siquiera eres el duende que acuna la noche.,
que nunca has sido la doncella venida de la blasfemia.
Que no arrojaste el guijarro, ni abriste la piedra,
ni buscate la voz del ladrido,
ni cabalgaste al son de las sombras: ¡Júrame!
Que estas sentada a la diestra del perdón,
que tienes el rastro de la lluvia en tus mejillas,
que las orquídeas crecen libres en tus pechos de nieve.
Que eres luna y luz
y que la soledad te lleva al canto de la tierra.
Júrame todo eso.
Labio salvaje contra un puedo todavía
contra el pasto y la miel en las entrañas.
Júrame todo eso.
Y verás avanzar la tierra y los ojos,
y un corazón salido de la melancolía
y mi voz perdida en el canto del aguacero.
Júrame todo esto. ¡Júrame!

domingo, 6 de julio de 2014

LA VIDA QUE NOS LLEVA



Mi amigo vive mejor que yo. Razón:
él vende juguetes de guerra,
yo vendo poemas de amor.
Así las guerras por las orillas;
así los ríos cubiertos de sangre;
así la inocencia herida en las aceras.
Razón:
él vende juguetes de guerra
yo vendo poemas de amor.

domingo, 29 de junio de 2014

VOSOTROS


 (A mis padres, a los padres de otros, a los padres de todos)
José Cercas 

Vosotros que caísteis al son del agua, al son del trueno.
Que fuisteis el candor de la música en mis oídos.
Padre o madre, venidos del oxígeno y la intemperie.
Vosotros que me donasteis la luz que me consuela,
la luz de los antepasados surgidos de la memoria:
de la hermana playa donde anidan los ríos,
del hermano océano que remonta las olas,
del pariente oleaje, del monte que atesora la nieve.
Vosotros que moldeasteis mi voz callada, al son de los besos,
al son de las manos que lamen la tierra, que besan la tierra,
que germinan en la tierra.
Vosotros, luz y sombras,
muerte callada que duerme sobre mi vientre;
corazón que arde en la selva, en el rugido,
en la gacela que se sabe herida y muerta.
Vosotros que vivís en mí,
en la profundidad de la palabra que late,
en la silente voz de los caídos: ¡Vosotros!
Madre, padre o los dos al mismo tiempo,
asidos por los suspiros.
Vosotros, amados y antepasados
que ya no os detiene la vida: ¡Vosotros!

domingo, 22 de junio de 2014

LA PRIMERA FLOR DEL NARANJO. Del libro: Madre y otros Diciembres. Ed. La Isla de Siltolá





LA PRIMERA FLOR DEL NARANJO


Ya, el naranjo, frunció su ceño de azahar,
la flor surge de nuevo sobre el tiempo.
Ya, la tierra, boca y pestañas de la flor, pregunta:
¿ Laura no ha venido?
De la flor primera del naranjo surge una lágrima,
no siente bajo sus pétalos el tacto de la vida,
ni el vocablo que advierte su condición nívea.
¿Laura no ha venido?
No arropan las sombras del naranjo padre,
el contorno de la sombra de Laura, ausente y viajera.
La hoja se aferra al tronco, a la vida que le dona,
esta luz primera de la tierra, del surco, del agua,
del tronco natal. del viejo árbol.
¿Laura no ha venido?
Sombra y luz por las esquinas,
luz y sombra, como lenguas por el suelo,
pues... Laura no ha venido a recibirla esta mañana.

jueves, 19 de junio de 2014

QUE DESCANSE EN PAZ ESTE NO TE OLVIDO



Que descanse en paz tu nombre en el olvido,
gota de rocío, gota de lluvia,
gota que fluye del centro del fracaso,
gota que caíste desde todas las cosas.
¡Descansa en paz entre la niebla!

Que descanse en paz este ruego,
el color níveo de la manzana,
las calles paralelas, la escarcha,
el vuelo, la paloma,
la raíz y el árbol venidos de la brisa.

Que descanse en paz tu nombre en el olvido,
cada minuto que te echo de menos,
los labios del beso, los años, los ojos que te velaron,
y el hombre herido que arranca su corazón
para ofrecérselo a la hoguera.

Que descansen en paz todas las cosas
y las manos levantadas,
y las frías mañanas que madrugan sin ti,
y los ojos que te buscan,
y la tierra donde el barro sesgó el poema.

El ruego por no tenerte,
por no encontrar tu nombre
entre mis manos.
y los ojos que intuyen que dormirán en la penumbra,
y estas manos que te escriben cubiertas de tristeza,
y las voluntades de amarte detenidamente.

Que descansen en paz tus recuerdos con los míos,
sobre tiempos pretéritos
o sobre aquellos que han de venir
buscando mi memoria en las gotas de la lluvia.

¡Que descanse en paz este no te olvido!

lunes, 9 de junio de 2014

LA PALABRA

“Me queda la palabra”
Blas de otero
LA PALABRA
José Cercas

La palabra nace en el gesto,
fluye del manantial sonoro de los fonemas
y se justifica en la ortografía.
La palabra habla, a veces llora y hiere,
pero siempre, se la oye batir
en los labios efímeros de la evolución.
La palabra es una casa con su fachada blanca,
son mis ojos buscando en el horizonte
el deseado perfil de la amada.
La palabra es la memoria que duerme
en la laringe de la historia,
es la lenta unión
de las silabas cuando atracan en las bocas.
La palabra proclama su hegemonía,
se declama y se la lee palpitando
en los libros del tiempo.
La palabra es la libertad,
es la expresión sosegada de la ternura,
es la furia y la compresión.
Dad, pues, a la palabra, la vida
y así justificaréis que habéis vivido.

miércoles, 4 de junio de 2014

jueves, 22 de mayo de 2014

PRESENTACIÓN DE NUEVO DISCO DE MANSABORÁ FOLK

Esta noche presentan nuevo disco y además hice yo el prólogo, eso es garantía para que algún ilustrado de Cáceres se meta con ellos. Os deseo todos los éxitos, amigos.




sábado, 17 de mayo de 2014

CONSTITUCIÓN

Constitución:
Sobre el ciudadano 

. Artículo 1: Paga, paga, paga, paga.
. Artículo 2: hostia que te doy
. Artículo 3: paga, paga, paga. 
Así sucesivamente....

sábado, 3 de mayo de 2014

A la sombra de un sueño

Detrás del sueño amanece de pronto:
el canto a las lluvias del monzón que tanto nos cubrieron,
un delfín que nada poblando un mar de aventuras,
el ave del paraíso que amanece
buscando la canción azul del espacio,
aquel beso que convertimos en verso
y el tiempo que se lleva la memoria.

Un sueño lo es todo,
la cadencia y la sed de las cenizas
y la nata que serpentea entre los olivares
y las ubres de algodón que ofrecen su néctar
al corazón de la doncella.

Todo es posible, acaso, detrás del sueño
el canto y la vida que amanecen juntos cada día,
las balas de mazapán que apuntan y disparan al pecho de la nieve,
caballos que vuelan bajo el asombro de los caminos
que cubren, como las nubes, la canción del viento
y el cuerpo de la poesía.
Por culpa del sueño, un hombre danza sin pisar el agua
y una mujer le mira sin dar tregua
como si sus ojos amanecieran cada día bajos sus ojos,
como si llevaran toda la vida mirándose
bajo el manto arco-iris de un poema...

detrás de la noche, a la sombra del sueño.

viernes, 25 de abril de 2014

EL CIGARRILLO


Enciendo un cigarrillo bajo la sombra azul de la tarde,
de esta tarde que tanto se parece a otras,
que tantas veces tomé al asalto de un beso.
Bajo una farola, exhalo un bocanada de humo,
pasan los abriles, las palabras,
las azucenas que cuelgan desnudas de los balcones más antiguos,
la bruma que me cubre.
Otro cigarrillo espera la soledad de la aurora.
Tantas veces oí tu voz sobre la bruma,
tus tacones acercándose desde la acera al beso.
Ahora el silencio me toma, me domina,
me cubre con sonrisa de dios derrotado;
enciendo otro cigarrillo,
el humo toma la calle
y van tres y tú no vienes:
ni vendrás más tardes parecidas a esta,
ni tendrás la apariencia de antaño,
ni besarás mis labios cubiertos de melancolía.
Entre el humo crece la voz del invierno,
la voz de todos los inviernos de la tierra,
y viene el tiempo y hace temblar los crepúsculos
y la luz del sol desaparece detrás de tantos recuerdos
y tú no estás y tú ya no vienes
buscando esta calle tan distinta a otras.
Llora la ausencia.
Apago el cigarrillo.


lunes, 21 de abril de 2014

CUANDO AL HOMBRE LE DIO POR EXISTIR

Sólo la luna sospecha la verdad. Y es que no existe el hombre.
Vicente Aleixandre



En el principio de los tiempos el hombre no era hombre.
Era un puente vacío que vigilaba la luna.
Era la luna sin nombre.
Era la consecuencia del cosmos sobre la tierra.
Era la tierra del hierro.
Era la voz del agua.
Era el agua evolucionando de la nada.
Era un grito recogiendo la nada.
Era la piel y la herida de la materia.

En el principio de los tiempos no existían las leyes de los hombres.
El hombre no era nadie.
Las matemáticas no existían detrás de los números.
El hombre era agua y no sabía nadar.
El hombre era el polvo y no sabía nacer.
El hombre era un oscuro agujero y no sabía del mar.

En el principio de los tiempos el hombre era consumido por el fuego.
Pero el fuego no había sido concebido.
El hombre no era nada y no existía la nada.
El hombre era poeta y no existía la poesía.

jueves, 17 de abril de 2014

HE SABIDO DE TI


He sabido de ti. 
Los pájaros del norte traían flores blancas en sus picos.
Agitaban sus alas de lluvia en la profunda soledad del bosque:
en sus picos, aún llevaban, el aroma de las flores.
Las nubes del sur, hablaban de ti,
mientras cantaban a la luna
con sus dulces voces de algodón:
-en vuelo cantaban al poniente, las nubes del cielo-.
Me dejaron en una hoja tu aliento de antaño: eléctrico y breve.
Vino a verme el aire del oeste,
como casa crepuscular que danza en el horizonte.
Me dicen que caminas, que eres hembra,
que ardes cada tarde en un verso de amor: te saben libre.
Me hablan de tu voz de almendra,
de tu candidez de fuego y agua,
y que callas los inviernos que no supiste cumplir.
Viene el este sin noticias, nunca más supo de ti,
quizás el tiempo borró, de tus labios, los besos de antaño,
quizás nadie recuerda las estacas,
las astillas o el viejo madero que sucumbe ante el musgo.
Quizás todo pasó sin saber de treguas,
que el amor muere siempre llorando en bosques y espesuras:
¡que el amor siempre muere llorando!
Quizás algún día, cuando me mires, yo no sepa nada de ti...

martes, 15 de abril de 2014

SOBRE LA REPÚBLICA



Nos la arrebataron con fusil y bayoneta. Restituirla a sus derechos históricos, sería un acto de verdadera conciencia democrática.

lunes, 14 de abril de 2014

RECUERDA


Recuerda que fue en Diciembre
cuando tornó a su vuelo de aventura
el pájaro de la tarde.
Era la silente voz del escalofrío,
el adiós sobre la ventana,
la última voluntad del ave,
el último beso posado, para siempre, en mi mejilla,
el último invierno.
Recuerda que fue en Diciembre.

miércoles, 9 de abril de 2014

A MIS HERMANAS




Te escribo nubes blancas que lamen la voz de la lluvia.
Te escribo lágrimas rotas que generan arcos de flores.
Te escribo desde el pan que ya no te existe.
Te escribo desde la dehesa y el río que ya no te existen.
Te escribo desde la vida que ya no te existe.
Te escribo, cada día, ausencia de palabras y vocablos.
Desde el oxígeno que ya no implora el reclamo de la silaba.
Desde la terca luna que se olvidó de iluminar tus ojos.
Desde el sol que acuna tu cuerpo imperfecto bajo el barro.
Te escribo desde el amor que si que te existe.
Te escribo desde la existencia azul
de mis hermanas y la mía que sí que te existe: ¡Madre!
Que si que te existe, yo te escribo por ello.
Yo te escribo.

sábado, 5 de abril de 2014

TIC-TAC



A veces me da por observar, 
la lenta agonía del pájaro de invierno,
o la torre vigía que da tregua 
al vuelo perdido de la gaviota.
Por contar, el traqueteo exacto del péndulo
que órbita en la pared oeste del calendario.
El movimiento del martillo sobre el yunque.
Uno, dos, tres, mil veces mil,
un millón de veces cuento las sombras,
que ignoran la nívea flor del cerezo.
Tic- tac, sin acoso, sin tregua.
Seguimos avanzando, tic- tac,
el día acomete la noche.
Ese paso sobre el paso y la vida que expira,
que abre la tierra para besar
la boca hambrienta del polvo.
Muere el pasajero y, semejante a tantos,
cede su lucha al tiempo..
tic-tac, tic-tac... ruge, de pronto, la vida..

martes, 1 de abril de 2014

Portada y contra-portada del nuevo disco del grupo Folk, Mansaborá

Portada y contra-portada del nuevo disco del grupo Folk, 
Mansaborá, al que tuve el honor de hacer el prólogo.


domingo, 30 de marzo de 2014

GESTO IMPERATIVO.



Cuando se impuso el silencio 
como gesto imperativo,
las calles se llenaron 
de murciélagos y bocas cerradas.
Fue entonces cuando perdimos
la simetría de la nube por oriente
y la sed de la protesta por occidente.
Fue entonces cuando nos dimos cuenta
de que  todo estaba perdido.

De ese modo comenzó a latir la esperanza,
ese modo comenzamos a pensar por nosotros mismos,

Mis poemas en la revista Ombligo de México



Pinchas debajo

lunes, 24 de marzo de 2014

CANCIÓN URGENTE A UN PUEBLO QUE CAMINA


Por los fríos caminos de la lluvia,
por todas las veredas que conducen a ninguna parte:
hombres y mujeres avanzan
como silentes autómatas en el frío de la noche.
El cielo se abre paso a duras penas,
la maleza cubre el rostro de los olvidados.
Cae la noche terrible, los días de invierno, caen las palabras,
cae el libro abierto por su derrota
y la ciudad dormida que se desploma bajo el asfalto.

Por todos los caminos oscuros, sin perfiles:
viene la constante humedad de la lluvia,
viene el hombre con su infinita soledad de ciudadano,
vienen todas las veredas de la patria,
todo el frío de las cunetas.
Siguen caminando y dejan en el barro,
los restos del engaño,
las banderas sin nombre, la esclavitud del hábito.

Por todos los caminos se ve alejarse
la canción urgente de los invencibles.

domingo, 23 de marzo de 2014

UNA DE TIROS

Hasta la misma policía dice que un corpúsculo de violentos fue quién reventó una manifestación pacífica. Pero los periódicos del régimen dicen esto:
-La extrema izquierda colapsa el centro de Madrid (Libertad digital de España) -
22-M: violento asalto de la izquierda radical a Madrid. (La Razón)
Grupos radicales arrasan el centro de Madrid (ABC)

Durante estos últimos años, han visto como este gobierno arremetía una y otra vez contra el pueblo, y no han dicho nada. Han visto como han desahuciado a los más desamparados, como han bajado los sueldos y han subido los impuestos. Como unos se hacían más ricos y otros morían en la más tristes desesperación: Y NO HAN DICHO NADA.
Ahora que ese pueblo se levanta y pide justicia y pan, "lo de siempre". No hablan de la esencia de la manifestación, hablan de que un grupo de izquierdas han actuado violentamente (seguramente puestos e impulsados por ellos). ¡Iros a la mierda!

viernes, 21 de marzo de 2014

LA MULTITUD

LA MULTITUD

La multitud callada, el paso lento del cielo junto a la tierra,
miles de individuos moviéndose al son del trueno,
abriendo surcos en la patria del alquitrán,
rumiando palabras, como lava incandescente,
liberando los bordes de las sílabas,
el gesto, el dedo de la ira,
el puño que amenaza a la bestia.

La multitud que camina, uno detrás del otro,
llena de individuos el grito de las aceras,

que recorren las avenidas cantando
con la voz del hambre.
Ya vienen las botas que vierten,
con vetusta furia, sus miserias.

La multitud, la masa de caminantes, los obreros,
tú y yo cogidos de la mano,
levantando el puño terrible de la risa,
el rugido que nos trae la mordaza.
Dicen que ocupamos los vientos,
que circulamos a la velocidad del vértigo,
que queremos sacudir, los frutos de otros,
en las calles desiguales de la tierra.
Dicen que poblamos la indigencia.

La multitud tiránica que grita palabros deformes,
esa que siembra el sonido de las libertades
que trae verbos prohibidos, que se atreve con la ira.
Dicen que llevan el don primario de la desnudez,
el secreto de los proscritos,
las leyes que jamás escribió el señor del dinero,
para la ambición del político corrupto.
Dicen que traemos la desventura.
la penuria y el suicidio en las puertas del hambre
y el llanto que pide lápida para el golpe del bastón.
Dicen que poblamos la miseria. Esa multitud.

martes, 18 de marzo de 2014

EL AULLIDO DEL LOBO




Los lobos aúllan en los arrabales.
El viento agita la voz de la sementera.
Las fieras afilan sus cuchillos
y el tiempo aclama la silente
infraestructura de la sangre.

La voluntad esgrime el estoque
y hace llorar al terrible aullido del lobo.
En la otra orilla el grito ahoga
el canto de la lira.
Se aclama, a la pólvora, en las azoteas.
Es esa guerra, la de los otros.
Mientras, los niños hunden sus risas bajo el sable.